facebook twitter instagram youtube tiktok
Juntas para transformar: Lee nuestra crónica sobre lo que vivimos en la #ConvenciónNacionalFeminista
  • Inicio
  • NOTAS
  • A pesar de denuncias por violencia sexual, Alberto Salcedo Ramos seguirá en Radio Nacional de Colombia

A pesar de denuncias por violencia sexual, Alberto Salcedo Ramos seguirá en Radio Nacional de Colombia

Por Manifiesta Media

El cronista, escritor y las denuncias en su contra por delitos sexuales vuelven a ser noticia. Esta vez gracias a la emisora pública, que decidió renovar su contrato este año, a pesar de la presión ciudadana. ¿Dónde queda el reconocimiento de  las víctimas que denunciaron en esta decisión?

abril 19, 2021

El cronista, escritor y las denuncias en su contra por delitos sexuales vuelven a ser noticia. Esta vez gracias a la emisora pública, que decidió renovar su contrato este año, a pesar de la presión ciudadana. ¿Dónde queda el reconocimiento de  las víctimas que denunciaron en esta decisión?

El pasado 17 de abril, con un tuit que anuncia la nueva temporada del programa musical radial ‘Del canto al cuento’, Radio Nacional de Colombia dio a conocer en redes sociales que le renovó el contrato este año al cronista y escritor Alberto Salcedo Ramos, quien enfrenta cargos por acto sexual violento en concurso homogéneo sucesivo imputados por la Fiscalía, luego de que dos mujeres lo denunciaran penalmente por delitos sexuales.

El programa, que lleva desde 2014, iniciaría un nuevo ciclo de emisiones desde el próximo 24 de abril sin ninguna modificación en su equipo de presentadores, que son Alberto Salcedo Ramos y Mario Jursich. El tuit desencadenó la indignación de muchas mujeres, quienes aseguran que una sola denuncia debería ser lo suficientemente escandalosa para cuestionar la continuidad de Salcedo Ramos en una entidad pública, y que en este caso se tienen al menos 22.

Lo anterior se refiere a que el pasado 10 de septiembre de 2020, el canal de Youtube de periodismo feminista ‘Las igualadas’ hizo públicas siete denuncias contra Alberto Salcedo Ramos, pero logró investigar un total de 22 casos relacionados con delitos sexuales contra el cronista. Dos de las denunciantes denunciaron formalmente ante la Fiscalía: la escritora, periodista y exactriz porno Amaranta Hank y la también periodista Angie Castellanos.

En ese momento Radio Televisión Nacional de Colombia (RTVC) sacó un comunicado público donde sentó su posición frente a las denuncias contra Salcedo Ramos, afirmando que ‘promueve el respeto por todas las personas’, que ‘confía en las instituciones judiciales del país’ y que estaría atenta de esas decisiones, pero que “a la fecha, RTVC no ha recibido ninguna queja en contra del comportamiento al interior de la entidad del señor Alberto Salcedo Ramos”.

Cinco meses después, el pasado 25 de febrero, la Fiscalía le imputó a Salcedo Ramos el cargo de ‘acto sexual violento en concurso homogéneo sucesivo’, el cual no fue aceptado por el periodista, quien antes de la diligencia anunció en sus redes sociales que no iba a aceptar cargos: “En su debido momento me defenderé con la confianza de que mis pruebas son contundentes y resplandecerá la verdad”.

Una decisión por encima de las víctimas

Fuentes consultadas afirman que la decisión al interior de la emisora pública para continuar con el contrato por prestación de servicios de Salcedo Ramos este año fue tomada directamente por la gerencia de Radio Televisión Nacional de Colombia RTVC y la subgerencia, en este caso por Álvaro García Jiménez, Gerente de RTVC desde inicios de febrero de 2020 y Dora Brausin Pulido Subgerente de Radio RTVC Sistema de Medios Públicos.

Al respecto contactamos inicialmente a Jaime Monsalve, Jefe Musical de Radio Nacional de Colombia e interventor directo del contrato de Salcedo Ramos, quien respondió que “no tengo vocería alguna sobre el tema y no estoy autorizado a pronunciarme”. Sin embargo Jaime confirmó esa interventoría directa y nos remitió a esta carta escrita por Germán Rey, defensor del oyente, como posición oficial de la organización. 

Al preguntarle a Dora Brausin por la decisión de renovar el contrato Salcedo Ramos, nos respondió que «no se ha evidenciado inhabilidad o incompatibilidad para contratar con el Estado», esto porque «no existe actualmente alguna causal de acuerdo con la ley que impidiera la celebración de contratos con entidades públicas».

Citando al artículo 29 de la Constitución Política de Colombia, Dora Brausin también explicó que RTVC no puede «desconocer el derecho fundamental al debido proceso y conexos, derecho de defensa y contradicción, del señor Salcedo Ramos, incurriendo en una presunta discriminación y violación de estos derechos y sus garantías, sin haberse surtido el trámite judicial ante la autoridad correspondiente, que entiéndase se termina con la sentencia condenatoria/absolutoria en firme».

A pesar de que Salcedo Ramos aún no ha sido condenado penalmente, RTVC no dio respuesta a una pregunta adicional: ¿No creen que 22 denuncias de diferentes mujeres tendrían un peso suficiente para cuestionar la continuidad del contratista en #DelCantoAlCuento en 2021?

Las respuestas dadas por Dora Brausin son dicientes acerca de qué tanta importancia (o qué tan poca) le está dando Radio Nacional de Colombia y RTVC a las decenas de víctimas que denunciaron a su contratista por delitos sexuales con esta decisión. Estas respuestas oficiales nos hace preguntarnos ¿Qué garantías puede darle esta emisora pública a las mujeres que trabajarían con él sobre un espacio laboral seguro donde no se van a repetir estos casos?

Viviana Bohórquez, PhD en derecho, feminista y parte del equipo de ‘Las Igualadas’ cuando se publicó el programa sobre las denuncias contra Salcedo Ramos, explica que la decisión de RTVC de renovar el contrato es legal, pero moralmente cuestionable: “Más allá de si puede hacer o no el contrato… Claro que (RTVC) legalmente lo puede hacer, pero le estamos cuestionando moralmente por qué lo hace (…) ¿Qué está haciendo la Radio Nacional para respetar los derechos de las víctimas que hacen denuncias  formales y no formales contra el escritor Alberto Salcedo Ramos?”

A pesar de que RTVC dijo que estaría atenta a las decisiones de las entidades judiciales, como ya mencionamos, parece que para la entidad no es suficiente que la Fiscalía le haya imputados cargos a Salcedo Ramos: “Creo que la postura de Radio Nacional es totalmente negativa y opuesta a los derechos de las mujeres y lo que refleja es poca empatía, complicidad hacia la violencia sexual (…)”, asegura Viviana. “No podemos tener más de referente a Alberto Salcedo Ramos porque no basta hoy, en este siglo XXI, con ser un buen cronista, sino que es necesario ser una buena persona y no estar vinculado a graves violaciones de derechos de las mujeres”. 

Para las mujeres víctimas de Salcedo Ramos hablar del tema no ha sido fácil. Intentamos comunicarnos con Angie Castellanos y Alejandra Omaña para preguntarles qué lectura hacían de esta decisión, pero las dos se abstuvieron de contestar. Lo único que nos dijo Alejandra es que este tema ha generado un impacto tan negativo en ella que le está provocando problemas cardiacos y pérdida de cabello.

En los testimonios públicos de Alejandra y Angie, en los demás casos expuestos por ‘Las Igualadas’ de manera anónima y en otros que conocemos desde MANIFIESTA, hay elementos en común que demuestran que Salcedo Ramos tenía una estrategia definida para acosar y violentar mujeres jóvenes, incluso adolescentes menores de edad: “Nosotras (Las Igualadas) contamos más de 20 denuncias que hicieron mujeres jóvenes, de diferentes ciudades de Colombia para demostrar que Salcedo Ramos utiliza su nombre y su prestigio para violentar a las mujeres de muchas maneras”, cuenta Viviana.

El modus operandi descrito por Las igualadas muestra que el escritor, aprovechándose de su reconocimiento, identificaba a las mujeres, las contactaba por Facebook, iniciaba una interacción con ellas que muchas veces llevaba a una conversación por chat donde las halagaba, las invitaba a tomar algo y cuando estaban a solas se abalanzaba sobre ellas para tocarlas y besarlas, les insistía para ir a su apartamento y allá les llevaba hasta su dormitorio. También describen que a muchas las manipulaba para terminar con ellas en situaciones de índole sexual, a pesar de que varias demostraron su incomodidad y otras le dijeron explícitamente que no en repetidas ocasiones.

En la mayoría de casos recogidos por Las igualadas, las mujeres concuerdan en que, ante la negativa de ellas, Salcedo Ramos se molestaba y se veían obligadas a hablarle bonito y convencerlo de que las dejara ir. La recontratación del cronista y escritor por parte de RTVC también es una respuesta tácita a la pregunta constante sobre si los hombres denunciados de abuso y violencia pueden continuar su vida sin consecuencias.

También encontramos que revistas culturales como El Malpensante, en su edición 226, de febrero de 2021, el mes en que la Fiscalía le imputó cargos al escritor, publicó ‘Más de cincuenta balazos’, el primer capítulo del libro que Salcedo Ramos está escribiendo sobre la bonanza marimbera durante los años sesenta y setenta en Colombia. ¿Qué otras puertas continúan abiertas para él? ¿Qué otras plataformas están dispuestas a seguir trabajando con un autor que tiene un proceso abierto en la Fiscalía por acto sexual violento, más 22 denuncias públicas de varias mujeres?

***
¿Tienes alguna denuncia para investigar? Escríbennos a manifiesta@manifiesta.org. Y no te olvides de seguir a MANIFIESTA en Instagram, Twitter y Facebook.


Más de

La solidaridad de las mujeres latinoamericanas denuncia lo que está pasando en Colombia

La Misión Internacional de Solidaridad y Observación de Derechos Humanos, que estuvo en las cinco ciudades más afectadas por la represión estatal durante el Paro Nacional, ha estado integrada por reconocidas lideresas que le han plantado cara a la dictadura en Argentina. La solidaridad entre mujeres y pueblos de la región ha sido clave en su labor humanitaria.

Cartografía violeta: la unión entre mujeres sigue resistiendo en Cali

Las mujeres en Cali ya no somos como dicen las canciones. Hay rebeldía y un deseo de hacer nuestras las calles, de romper el miedo, algo que catapultó el estallido social del 28A. MANIFIESTA, en alianza con Artemisas, recogió el relato de este momento histórico desde las vivencias de las mujeres de esta ciudad a la que solo falta que le cambien el nombre.

Fotos por Mariana Reina y Angélica Bohórquez.

Libres no muertas: en abril hubo por lo menos 17 feminicidios en Colombia

Llevamos un mes de paro, y la violencia feminicida no se ha detenido. En el mes pasado 16 mujeres y una niña fueron el saldo que dejó esta forma de violencia en el país. Esta vez, la mayoría de victimarios no fueron parejas o exparejas, sino hombres armados y desconocidos para ellas. En MANIFIESTA nos seguimos preguntando: ¿Por qué nos están asesinando?

Ilustración por Ana Sophía Ocampo y Megumi Cardona.

Conoce a las mujeres vinileras que sacaron su música a las calles

Los Rulos Vinyl Club son un grupo de mujeres que hace años decidieron compartir su amor por los vinilos. Hoy, expanden ese amor sonoro a través de eventos en el espacio público bogotano en unión con otros parches de mujeres.

Back to Top

© MANIFIESTA 2021 Todos Los Derechos Reservados

Términos y Condiciones

Política de Privacidad